Qué formato de imagen tiene mejor calidad para imprimir

Qué formato de imagen tiene mejor calidad para imprimir

Si quieres imprimir una foto, una imagen o un diseño, por ejemplo, y quieres que el resultado se vea con la mejor calidad, el formato en el que guardes tal archivo será determinante. Pero además de eso, hay otros detalles importantes para obtener el resultado más satisfactorio con tu impresión que te contamos a continuación.

¿Cuál es el modo de trabajo de las imágenes?

Desde un inicio es necesario trabajar en modo CMYK. Muchos se quejan de no tener el mismo resultado cuando el trabajo ha sido impreso. Efectivamente, el modo RGB permite tener colores precisos, pero únicamente válidos para la web. Por lo tanto, para la impresión aplica directamente el modo CMYK. Otro consejo es que elijas en la biblioteca de colores los matices Focoltone: tendrás directamente el equivalente en CMYK y sobre todo no tendrá ninguna sorpresa desagradable.

¿Qué resolución aplicar en la imagen?

La elección de la resolución se hará en función del trabajo deseado. Para usarlo en la web la resolución recomendada es de 72 PPI (Apple) o 96 PPI (Microsoft). Para una impresión en papel con una alta definición, se recomienda una resolución de 300 PPP o de 300 DPI (PPP: puntos por pulgada - en inglés DPI: Dots Per Inch). Se considera que una alta resolución va de 250 a 300 DPI. Se puede bajar hasta 200 DPI para una imagen en escala de grises. En cambio, debajo de este valor no se obtendrá una impresión de calidad.

¿Cuál es el mejor formato: tiff, eps o jpeg?

  • Tiff (Tagged Image File Format): para una impresión en alta resolución se deberá trabajar en formato .tiff. Podrás hacer todos los cambios posibles a la imagen sin alterar su calidad. Si trabajas en paralelo con Xpress o InDesign, este formato es el más adaptado.
  • Eps (Encapsulated PostScript): este formato es utilizado principalmente cuando hay imágenes por extraer. Este formato también es utilizado para el vectorial y el bitmap. Con relación a esto: encuadra con la mayor precisión posible la imagen por extraer (el "blanco" rodeando la imagen que no necesita pesa bastante a la hora de guardar dicho archivo).
  • Jpeg (Joint Photographic Experts Group): si tu imagen está destinada a la impresión, debes saber que cada vez que ésta es guardada, se pierde la calidad. Lo mejor es hacer todas las modificaciones en formato .tif, y al final guardarla en formato .jpeg, para no alterar la calidad.

¿Qué otros detalles se pueden tener en cuenta?

Uniformiza tu trabajo cuando edites con varios programas para que todos tengan el mismo formato. Evita importar en un archivo Xpress o InDesign imágenes con formatos diferentes (tiff y jpeg mezclados). Para evitar cualquier bug durante la impresión, no se recomienda importar formatos de imagen en pdf en InDesign (aunque algunos lo hagan). No dudes en solicitar un Cromalin antes de una impresión. Y si por suerte puedes asistir al calado en la imprenta, no solo podrás orientarlos de acuerdo con tus necesidades, sino que ellos ganarán también en el tiempo de la ejecución del trabajo.

¿TIENES MÁS PREGUNTAS SOBRE el trabajo con imágenes? ¡CONSULTA NUESTRO FORO DE DISCUSIÓN!