Nintendo: hackean un auto con mando de NES

Dos expertos han logrado hackear un coche o auto con un mando de la primera consola comercializada por Nintendo en los años 80.

La industria automovilística confía cada vez más en los sistemas de navegación y en programas que logran controlar la conducción de los vehículos. Una de las empresas expertas en estos programas es TomTom, que lanzó el mes pasado un programa que mejorará la integración de datos en la gestión de coches. Hoy hemos conocido los detalles de un experimento realizado por dos expertos en seguridad estadounidenses. Esta prueba, financiada por el Pentágono, buscaba demostrar de qué manera los nuevos vehículos pueden ser hackeados, tal y como informa el sitio web de la radiotelevisión pública de Estados Unidos, Voice of America.

Para ello, emplearon un mando de la primera consola comercializada por Nintendo en los 80, la NES. Con este control remoto tan antiguo, los expertos lograron arrancar el auto, detenerlo y cambiar la dirección que seguía el vehículo. De hecho, de acuerdo a las informaciones de la citada página, al conectar el sistema central del coche con un portátil o laptop, podían conseguir realizar acciones entre las que se incluía una modificación del velocímetro. Los expertos, y los servicios de inteligencia de Estados Unidos, buscaban demostrar lo vulnerables que pueden llegar a ser los vehículos de hoy en día. Eso sí, tal y como aseguraron, es muy costoso poder hackearlos, ya que es necesaria una conexión directa.

Foto con licencia CreativeCommons, Flickr: Xabier.M