Reconocimiento de imágenes para diferenciarse de los competidores

Diciembre 2016

El libro como nuevo soporte digital es la idea defendida por Alain Picart, director de colecciones de la edición Crépin-Leblond. Con sus 150 años de existencia, la editorial consiguió su paso a lo digital y propone en lo sucesivo libros con contenido enriquecido mediante una aplicación dedicada, el SkanTag.

Desarrollada por la sociedad vasca Videak, la aplicación SkanTag gira en torno al reconocimiento de imagen y la realidad aumentada. En el caso de las edicioness Crépin-Leblond, la aplicación identifica una etiqueta en las imágenes de ilustración y abre un archivo en Internet. Vídeos y fotos van a completar el contenido del libro. El funcionamiento es similar a un código QR pero sin el añadido de un cuadro suplementario en el grafismo de una página.



CCM - ¿Cuál es la especialidad de las ediciones Crépin-Leblond?

Alain Picart - Crépin-Leblond es una de las editoriales francesas más antiguas, tiene un siglo y medio de existencia. Somos especializados en temáticas particulares ya que trata del dominio de las armas, de la caza, de los arcos, de cuchillos y réplicas, con dos publicaciones mensuales y cuatro trimestrales.

Tenemos una editorial donde editamos libros especializados sobre estas mismas temáticas. Estamos acostumbrados a un trabajo en relación con el Ministerio del Interior y de la Defensa, particularmente en relación con los libros sobre servicios específicos, como el RAID, los servicios especiales, etc. Tocamos temas muy especializados.



CCM - ¿Cuál necesidad le empujó hacia la utilización de este tipo de solución?

AP - En estas temáticas, es indispensable proponer más que un libro. Por ejemplo, el RAID es un servicio discreto, para cada obra, añadimos un DVD con imágenes o vídeos suplementarios, que no son presentados en el libro. Pero estos DVD y su grabado representan un costo suplementario.



CCM - Concretamente, cómo se realiza la utilización de SkanTag?

AP - Cuando se sube el libro, insertamos un logotipo específico en una imagen. Es lo que permite el reconocimiento mediante la aplicación. En cada obra editada, aplicamos un reconocimiento de imagen predefinida. Un URL es dedicado a cada reconocimiento de imagen, que contiene archivos digitales. Esto puede ser un vídeo, un archivo de audio, un archivo de fotos, etc.

Hay que contar cinco semanas de impresión y de encuadernación para un libro. Se define el número de imágenes, luego son identificadas en el libro para el reconocimiento de imagen, el libro es subido y es enviado a la imprenta. Durante estas cinco semanas, podemos trabajar en los archivos digitales. Esto representa una ventaja enorme. Los archivos digitales son muy fáciles de trasladar. Esto representa un ahorro de tiempo y una flexibilidad fenomenal.



CCM - ¿Sólo hace falta que sus lectores dispongan de la aplicación dedicada y utilicen un smartphone?

AP - La lectura del archivo es ejecutada por el URL, para eso hay que escanear la imagen para que lo abra con la aplicación. Es posible en una tableta o un smartphone.

Nuestros lectores son lectores cautivos ya que tratamos las temáticas específicas. Estamos en relación constante con ellos. Para la generación acostumbrada a los smartphones, el paso es natural. Para nuestros lectores de más edad, no es el caso, pero son lectores que no le habrían interesado el DVD.

El atractivo suplementario de la solución, es que esto va a traernos nuevos lectores. Como es un uso fácil, el reflejo se vuelve natural.



CCM - ¿La elección de esta solución produjo ahorros?

AP - Sí, esto generó ahorros inmediatos sobre el gravado de los DVD. Sin contar las pérdidas eventuales.

Si prensamos 5 000 DVD mientras que hay una falla en el archivo original, hay que echar todo, en cambio si el archivo está en un servidor, basta con cambiarlo y es corregido.



CCM - ¿Cuáles otras ventajas obtiene en su actividad?

AP - Para 350 a 400 fotos seleccionadas para un libro, nos hallamos en situación de presentar 3000 a 4000 fotos por ejemplo.

Otra ventaja, es la gestión de los archivos digitales, esto evita la obsolescencia del libro. El libro es adosado de archivos digitales, que pueden ser cambiados fácilmente en un servidor. Con esta nueva tecnología, la impresión no murió, muy al contrario. Se vuelve un vector de lo digital.

Somos muy pocos que utilizamos este sistema. Por lo tanto es una ventaja y esto me diferencia de mis competidores.

SkanTag

  • Aplicación desarrollada por la sociedad vasca Videak.
  • Disponible en iOS y Android.
  • Lectura de enlaces integrados en imágenes o documentos.
  • Sitio de SkanTag

Consulta también :
El documento «Reconocimiento de imágenes para diferenciarse de los competidores» de CCM (es.ccm.net) se encuentra disponible bajo una licencia Creative Commons. Puedes copiarlo o modificarlo siempre y cuando respetes las condiciones de dicha licencia y des crédito a CCM.